En este blog podrá leer poemas del poeta valenciano Pere Bessó en catalán y Español/Castellano. También puede leer su vasta obra en su sitio web: http://perebesso.com

sábado, 22 de agosto de 2009

LLETRA AL FILL DÍDAC-PERE BESSÓ

Paisaje








LLETRA AL FILL DÍDAC






En altre temps,
t’hauria ensenyat a estimar-te la sang,
vull dir, la tribu,
i occir aquells que el teu olfacte no reconeix.
No massa temps enrere,
hauríem caçat llebres junts
i les germanes calat foc als nostres cossos
mentre servien el té de la dansa de la mort.
Âdhuc aquells dies no ens hauríem calfat la san
gamb els càntics de la pàtria desnonada.
Potser no t’ho havia dit encara,
però a vegades dubte si sobreviurem,
a menys que perfeccionem aviat la clonació,
i les filles, com càlids ratolins de cova,
hereten la terra,
puix només elles saben ensumar el perill des del ventre
i traçar de bell nou les línies de sang.








CARTA AL HIJO DIEGO







En otro tiempo,
te habría enseñado a estimarte la sangre,
quiero decir, la tribu,
y a matar a quienes tu olfato no reconoce.
No demasiado tiempo atrás,
habríamos cazado liebres juntos
y las hermanas encendido nuestros cuerpos
mientras servían el té de la danza de la muerte.
Incluso en aquellos días no nos habríamos calentado la sangre
con los cánticos de la patria desahuciada.
Puede que no te lo haya dicho todavía,
pero a veces dudo si sobreviviremos,
a menos que perfeccionemos pronto la clonación,
y las hijas, como cálidos ratonzuelos de cueva,
hereden la tierra,
pues sólo ellas saben olisquear el peligro desde el vientre
y trazar de nuevo las líneas de sangre.

Etiquetas: ,

2 comentarios:

Blogger Ana Muela Sopeña ha dicho...

Un poema generador de muchas reflexiones, Pere. La línea patrilineal genera el sentimiento de clan, de tribu y hay algo de positivo en ello, pero al mismo tiempo no estamos heredando la Tierra con el respeto debido. Algunos hablan de que existió un matriarcado, pero los antropólogos lo tachan de utopía. Sólo han existido y existen sociedades matrilineales, pero no matriarcales. Heredar la Tierra. Una necesidad que se hace imperiosa...Y la clonación. Quizás un argumento de ciencia ficción. Quizás una realidad no demasiado tardía. La clonación...¿podría eliminar el sentimiento de tribu? Quizás...Este poema me parece muy interesante para reflexionar sobre muchísimas realidades. Candentes realidades que nos importan a todos. Quizás porque la desorientación colectiva es grande y las brújulas señalan al pasado y al futuro al mismo tiempo, pero sin un polo magnético que oriente de modo estable. Me ha encantado este poema.

Realmente espectacular. El poeta no sólo debe crear una realidad estética sino también una cosmovisión del mundo y permitir profundas reflexiones que abarquen cuestionamientos y visiones multifacéticas de las cosas...

Enhorabuena
Un abrazo
Ana

25 de agosto de 2009, 19:19

 
Blogger Pere Bessó ha dicho...

En todo caso, Ana, el poema se vuelca del lado de esa línea difusa que señalas, aunque nació de espolón y mantén el cuero. Nunca desde lo consciente. Lo único que sí había anterior al poema era la clarividencia de la pérdida emocional de la filiación. Esa pérdida es costura y costra. Y desde hace algún tiempo, poema de Les roses de lancelot.
Gracias por tu magnificente lectura reflexiva.
Pere.

27 de agosto de 2009, 1:13

 

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal