En este blog podrá leer poemas del poeta valenciano Pere Bessó en catalán y Español/Castellano. También puede leer su vasta obra en su sitio web: http://perebesso.com

sábado, 21 de noviembre de 2009

BALÀUSTIA A LES GALTES DEL SENTIT-PERE BESSÓ

Aquesta fruita dels bancals de l’estiu dictà el mite,
però rebutja les rabents petjades de l’aprenent de Persèfone


BALÀUSTIA A LES GALTES DEL SENTIT




Se così como sono abietta e vile
donna posso portar sì alto foco,
perché non debbo aver almeno un poco
di ritraggerlo al mondo e vena e stile?
Gaspara Stampa






Aquesta magrana en soledat,
plena de seny,
lluny tanmateix del crostó de pa,
solet bord enllocat a la cuculla de l’arbre
però no còdol marcit ni taca de vetusta gonella,
gàrgola impossible,
plena d’uterància oberta al desdeny del lector
i massa plena de roja llicència de la llum;
no com el desig redó,
o l’esfera perfecta per al mos clivellat del pom,
sinó com si la mà delerosa
l’abastara amb un tacte més que dubtós
i deixara l’empremta del puny en la pell,
com una cal·ligrafia descurada.
Aquesta fruita dels bancals de l’estiu dictà el mite,
però rebutja les rabents petjades de l’aprenent de Persèfone
que encara s’afanya a trobar la comissura esgranada
dels llavis al passadís de l’infern,
enmig del vodevil indiscret de les natges vermelles,
a temps de tornar a ser una vella vil regna madrastra,
la fosca núvia promesa d’un deu ombrívol.






BALAUSTA EN LAS MEJILLAS DEL SENTIDO





Se così como sono abietta e vile
donna posso portar sì alto foco,
perché non debbo aver almeno un poco
di ritraggerlo al mondo e vena e stile?
Gaspara Stampa





Esta granada en soledad,
plena de tino,
lejos, sin embargo, del cuscurro de pan,
solecillo borde aclocado en la copa del árbol,
pero no guijarro mustio ni mancha de vetusta gonela,
gárgola imposible,
plena de uterancia abierta al desdén del lector
y demasiado plena de roja licencia de la luz;
no como el deseo redondo,
o la esfera perfecta para el bocado agrietado del pomo,
sino como si la mano ansiosa
la abastara con un tacto más que dudoso
y dejara la huella del puño en la piel,
como una caligrafía descuidada.
Esta fruta de los bancales del estío dictó el mito,
pero se niega a las raudas pisadas del aprendiz de Perséfone
que aún se afana en hallar la comisura desgranada
de los labios en el pasadizo del infierno,
en medio del vodevil indiscreto de las nalgas bermejas,
a tiempo de volver a ser una vieja vil reina madrastra,
la obscura prometida de un dios sombrío.

Etiquetas: ,

4 comentarios:

Blogger María Eleonor ha dicho...

Me da vergüenza comentarte por ser una persona con preparación más precaria, pero si te digo que me encantó no ´sólo por el tema en cuestión, sino por la cadencia que tiene y la elegancia en la utilización de ciertos modos lingüísticos trabajados con precisión.

Es todo un honor estar acá leyendo buena calidad literaria.

21 de noviembre de 2009, 1:51

 
Blogger Pere Bessó ha dicho...

Amiga Eleanor:
Tema, cadencia, elegancia...
Gracias por tus palabras. Tú lectura es beneficiosa para mí. Para cualquiera que desee escribir como reflejo de actitud ante la vida. No dejes, por favor, de acercarte por acá y de escribirme, siempre que lo desees.
Un abrazo.
Pere

21 de noviembre de 2009, 14:38

 
Blogger Ana Muela Sopeña ha dicho...

Un poema iniciático, Pere. Siempre que aparece Perséfone en un poema siento que las opciones son rapto, descenso a los infiernos o ascenso hacia otros reinos. Un poema para leer despacito y reflexionar sobre todos los mundos que sugieres. Etapas de la vida, etapas de las relaciones, mitos, arquetipos. Una combinación de temas muy bien realizada.

Espejos de visiones para diferentes modos de mirar la realidad. La psique va por un lado, el instinto por otro. Terrible realidad que nos asedia.

Enhorabuena
Un abrazo grande
Ana

22 de noviembre de 2009, 19:15

 
Blogger Pere Bessó ha dicho...

De acuerdo, Ana, para Perséfone valga, pero acá, ay, sólo se trata del aprendiz de Perséfone...
Por tanto, cierta ironía autoconmiserativa en el poeta sí que hay...
Qué más quisiera yo que ser iniciado en los peldaños que...
Pere

23 de noviembre de 2009, 13:43

 

Publicar un comentario en la entrada

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal